Idioma:
[gtranslate]
Ver precios en:
[woocommerce_currency_converter]
No hay productos en el carrito.
Idioma:
[gtranslate]
Ver precios en:
[woocommerce_currency_converter]
No hay productos en el carrito.
photo of woman writing on tablet computer while using laptop

Una dosis de inspiración

Comencemos por preguntarnos ¿Qué es la inspiración? La inspiración es más que una fuerza mental y física; Estamos hablando de algo más emocional, espiritual esta hace que cualquier persona ordinaria pueda lograr cosas extraordinarias, inclusive a un nivel superlativo, es ese motor en nuestro interior que además de alentarnos nos da un impulso con una carga energética emocionante y con un toque de magia, misma que te hace sentir esta sensación, tu ¿Realmente estas inspirado?

Todos como emprendedores de salud necesitamos una dosis de inspiración que nos motive a continuar, en diversas ocasiones contamos con todas las herramientas necesarias para lograr nuestros objetivos, pero ¿qué pasa si al despertar te encuentras con una realidad en la que te sientes desmotivado, triste o cansado? Esto es totalmente normal y valido, pues todo lo que no es favorable nos permite aprender y crecer y si tú creces tu negocio también lo hace.

Es muy importante que te conozcas, que identifiques cuáles son tus fortalezas y debilidades, en que eres bueno y que puedes mejorar para crear mejores áreas de oportunidad.

El ritmo en que haces las cosas es variable, no todo el tiempo vas a tener la misma productividad ni la misma energía, de hecho puede que tu energía o inspiración vayan en constante disminución, por eso es indispensable estar saludable y tener un equilibrio en tus tiempos, darte un espacio para meditar, comer balanceadamente, hacer ejercicio o simplemente darte un break para descansar.

Tienes que ser muy selectivo con las cosas o personas de las que te rodeas, porque en ciertas ocasiones en lugar de aportar algo positivo puede que te roben inspiración, energía y todo aparentemente resulte negativo, no necesitas algo que reste sino algo que sume, algo que te de impulso, motivación e inspiración, porque este camino es largo y nada fácil, siendo realistas este camino es muy irregular y complicado, pues como emprendedor debes de manejar tus números, analizar estándares, cumplir con ciertos parámetros, tienes que generar ingresos, y sobre todo debes tener en cuenta que esto lo generaras desde ceros. 

Emprender realmente no es para todos, tienes que tener el deseo genuino y tener un objetivo claro de lo que quieres lograr para ayudar a tus pacientes, una inspiración que vaya más allá de los obstáculos y puertas cerradas que se puedan presentar, si quieres ser sobresaliente y obtener éxito con tu proyecto tienes que esforzarte y desarrollar una mentalidad resiliente, fuerte algo que te haga resistir y persistir ante posibles fracasos o caídas, porque es ahí donde vendrá el verdadero aprendizaje y crecimiento de tus errores, atreverte a salir de tu zona de confot asumiendo que todo esto tendrá un impacto positivo y serás un mejor emprendedor. 

Sabemos que emprender o desarrollar un proyecto desde cero es complicado y por ende necesitamos tener una meta clara y ser constantes día con día, para saber hacia dónde vamos y que queremos lograr, más allá de esto debes tener un propósito ambicioso, grande, trascendental, de impacto para la sociedad, que sea algo que mejore la calidad de vida de tus pacientes, algo que te inspire a ser mejor, a querer superarte y así dar lo mejor de ti. 

Lucra con tu conocimiento

Siendo muy delicada y convincente te digo que hacerlo con una misión positiva no está mal, ponte a pensar te preparas por años para formarte como profesional de la salud, haces muchos sacrificios para continuar y concluir con éxito tu carrera, te mantienes vigente, te actualizas constantemente y tomas la decisión de emprender, entonces ¿por qué no lucrar con algo tan positivo como ayudar a las personas? 

Para hacerlo tienes que conocer perfectamente tu área de emprendimiento, el terreno en donde te encuentras parado, tienes que saber de inteligencia emocional, conocerte y saber de lo que eres capaz, necesitas saber de negocios, de crecimiento personal y trabajar en sinergia con todas estas herramientas para aportar algo de valor a la sociedad y que la recompensa principal sea la mejora de la salud de tus pacientes. Tu conocimiento es negocio, entonces entre más conocimiento obtengas crecerás a mayor dimensión, y tendrás más reconocimiento y mejores resultados como emprendedor.

Alguien que mueve montañas empieza creando rocas pequeñas, ¡tú puedes!.

REGISTRATE AHORA MISMO

Vania Dominguez

Vania Dominguez

Licenciada en Enfermeria

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *