fbpx
Idioma:
Español Español English English
Ver precios en:
No hay productos en el carrito
Idioma:
Español Español English English
Ver precios en:
No hay productos en el carrito

Consulta Online, por qué y qué necesito…

Atravesamos por una época donde las personas buscan que todo sea fácil, rápido y cómodo; desde adquirir comida, ropa, empleo…hasta servicios que involucran a la salud. Esto gracias al gran desarrollo de las tecnologías, como son las de comunicación hoy en día se pueden realizar cirugías donde el médico se encuentre en Europa y el paciente en América latina, tener un entrenador personalizado y por supuesto obtener una “asesoría nutricional” a través de alguna red social. Pero a estas últimas ¿Que las ha hecho tan famosas?

Para dar respuesta regresamos al primer punto, es más fácil, rápido y cómodo adquirir una consulta desde la comodidad de tu hogar, sin tener que desplazarte, pero quizá el punto más importante sin tener que admitir que asiste a consulta con un nutriólogo, algo que a muchos de nuestros pacientes les es difícil aceptar. Aunado a que algunos de los que se dedican a esto  (que la mayoría no son nutriólogos) manejan muy buenas herramientas digitales campañas de publicidad, que incluyen muestras de casos reales, métodos “drásticos” pero con resultados rápidos o fórmulas mágicas. Si está bien o mal, es algo circunstancial.

Siendo realistas llevar a cabo una consulta online no es tan sencillo como nos hacen verlo, así que te compartimos cinco puntos que debes tomar en cuenta para involucrarte en las consultas online:

  • Herramientas digitales; necesitas contemplar las capacidades de tu celular y laptop (contempla la calidad del video y captación de audio), la velocidad de tu internet (para no tener interferencias) y las aplicaciones a través de las cuales has decidido utilizar para brindar el servicio, de manera individual puedes utilizar aquellas que te permitan realizar video-llamadas y si quieres hacerlo de manera grupal, lo conveniente es utilizar grupos en Facebook y realizar transmisiones en vivo.
  • Define qué parámetros antropométricos que pueden ser obtenidos por el paciente de la manera más correcta; los datos bioquímicos que podría ser de tu ayuda y por supuesto debes agudizar tu ojo clínico… porque aunque solo quieras modificar los hábitos del paciente es indispensable mejorar su salud.
  • Organiza tu tiempo y está dispuesto a trabajar en las horas que generalmente se destinan a “descansar” o “comer”, porque la mayoría de los pacientes eligen estas horas, por comodidad y por supuesto porque es una de las principales ventajas que esta modalidad ofrece.  Y también decide si les darás seguimiento a través de mensajes de texto las 24 horas del día o si pondrás algún horario en específico.
  • ¡Aprende de otras culturas! desde los insumos disponibles hasta la manera de prepararlos para generar tus menús, días laborables, deportes más practicados, entre otros pequeños detalles; porque esta modalidad de consulta te da la oportunidad de brindar tu servicio en cualquier lugar del mundo.
  • Estudia muy bien tu consulta, este es el punto en el que más necesitas trabajar. La razón es sencilla debes ser bastante claro con el paciente al momento de explicarle cómo realizar sus mediciones, tener las preguntas exactas para obtener la información que necesitas y encontrar la forma de explicarle el tratamiento de manera sencilla.

Ten en mente que la práctica hace al maestro, así que una vez que decidas incursionar en esta modalidad de consulta el tiempo te dará las herramientas necesarias para desarrollarlo desde un punto ético.

GABRIELA HERNANDEZ.

GABRIELA HERNANDEZ.

Nutriologa.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *